Entradas

Hamburguesa casera sin gluten con Crunchy Crumbs

¡No tenemos palabras para describir la PINTAZA de esta HAMBURGUESA CASERA SIN GLUTEN de @enelnombredelchef con nuestro !


Receta para hacer hamburguesas caseras sin gluten

  1. Pídele a tu carnicero que te pique la carne una sola vez.
  2. Bate los huevos e incorpora la carne. Añade todas las especias y el .
  3. Mezcla todo y forma hamburguesas de 160 gr. Para ello, haz una bola y aplástalas con cuidado hasta que obtengas un circulo de unos 2 cm de grosor.
  4. Déjalas en el frigorífico durante 30 min para que adquieran consistencia. Puedes apilarlas, separándolas con papel transparente o de horno para que no se peguen.
  5. Calienta una sartén y corta 6 rodajas de cebolla ya pelada. Echa un poco de aceite en la sartén y añade las cebollas, primero a fuego fuerte durante un min por cada lado y luego a fuego bajo durante 20 min, hasta que estén caramelizadas.
  6. Corta el tomate en rodajas de 1/2 cm. Escoge las mejores hojas de lechuga y quítale la parte blanca. Tuesta el pan de hamburguesa de Leon the Baker, para que aguante mejor el jugo que suelte la carne. Corta el queso cheddar en lonchas.
  7. Saca las hamburguesas diez min. antes de cocinarlas para que se atemperen. Cocina el bacon en una salten partiendo desde frío para que quede crujiente. Sin aceite. La grasa del bacon es suficiente. Cuando estén dorados, colócalo sobre papel absorbente.
  8. En la misma sartén, con el fuego a medio alto, añade las hamburguesas. Primero, 2 min y medio por una cara. Segundo, damos la vuelta y la ponemos 1 min y medio. A continuación, sin darle la vuelta, ponemos las lonchas de queso sobre cada hamburguesa y la dejamos 1 min más. Por último, damos la vuelta a las hamburguesas y dejamos que se cocinen con el queso en la sartén durante 30 seg.
  9. Sacamos y emplatamos en este orden, hamburguesa, cebolla, tomate, bacon y lechuga.

¿Dónde puedo comprar Crunchy Crumbs de Esgir?

No busques más, puedes encontrar nuestros Crunchy Crumbs en Carrefour, Consum, Bonpreuesclat, El Corte Inglés, Eroski, Día, Alimerka, Ahorramás, Más, Masymas, Economy Cash, Fragadis y El Jamón.

 

Nuggets veganos de brócoli con Crunchy Crumbs

Los nuggets son una delicia que todo el mundo debe disfrutar, y hoy os traemos una versión vegana que os va a encantar, ¡solo por la pinta que tienen se sabe!

nuggets de brocoli rebozados con crunchy crumbs de esgir
Ingredientes:

  • 250g de brócoli cocido
  • 1cdta de ajo en polvo
  • 1cda de aceite de oliva
  • 1 pizca de sal
  • 1 pizca de pimienta negra
  • 100g de copos de avena
  • 40g de maizena
  • Bebida de arroz
  • Crunchy Crumbs (@esgiralimentacion)

Elaboración (muy fácil):

1. Triturar el brócoli cocido, añadir el aceite, el ajo en polvo, la sal y la pimienta y mezclar bien.
2. Añadir los copos de avena y la maicena y amasar con las manos para integrar todos los ingredientes.
3. Dar forma a los nuggets.
4. Poner un poco de bebida de arroz en un plato.
5. Pasar los nuggets por la bebida de arroz y a continuación por el pan rallado. Repetir este paso para conseguir unos nuggets más crujientes.
6. Hornear a 180ºC durante 15’ por un lado y 15’ por el otro.

Croquetas crujientes con Crunchy Crumbs de Esgir

Siempre que se habla de croquetas la gente empieza a decir cuáles son sus favoritas: «a mí me gustan de jamón», «yo las prefiero de cocido», «como las de setas no hay ningunas». Si nos preguntas a nosotros te diremos que, independientemente del sabor, ¡a nosotros nos gustan las más crujientes! El remedio ante tal petición es muy fácil, hacer el rebozado con nuestros Crunchy Crumbs. A continuación os dejamos una deliciosa receta de @gatavegetarwiana con ellos, ¡atrévete a hacerla!

🧀 CROQUETAS CRUJIENTES DE QUESO Y PUERRO CONFITADO SIN GLUTEN🧀

A nosotros nos encantan los contrastes, y en esta receta los encontrarás en el dulce del puerro y el salado de este queso. ¡Vamos allá!

croquetas de queso y puerro rebozadas con crunchy crumbs de esgir
🧀Ingredientes

– 1/4 de queso
– Aceite
– 2 puerros
– 2 zanahorias
– Huevo
– Pan rayado @esgiralimentacion
– Bechamel (puede ser comprada o casera, a vuestro gusto y comodidad)

🧀 Procedimiento para hacer unas croquetas bien crujientes

– Echar el aceite en una sartén y añadir el puerro y la zanahoria bien picadito.
– Mantener en el fuego hasta que esté el puerro transparente y se confite.
– Retirar el exceso de aceite y añadir la bechamel (si no te gustan los trocitos, puedes batir el puerro y la zanahoria).
– Cuando esté caliente, añadir el queso a trocitos y cocinar hasta que se derrita y la bechamel espese un poco.
– Refrigerar durante toda la noche tapado con un papel film o silicona reutilizable.
– Al día siguiente, coger porciones y darle forma con las manos.
– Bañar en huevo y después en nuestros Crunchy Crumbs. Repetir una vez.
– Freír las croquetas con aceite hasta que estén doraditas o meterlas en la airfryer a 200° durante unos 10 minutillos.

¿Qué os parecen? ¿Cuáles son vuestras croquetas favoritas?

Rebozado saludable y sin gluten

Los rebozados generalmente tienen una connotación bastante negativa, pero no tiene por qué ser así. La elaboración y los ingredientes son muy importantes, por eso hoy os traemos varias recetas con nuestro rebozado saludable y sin gluten Crunchy Crumbs, tanto en formato normal como en el de ajo y perejil.

Ensalada césar vegana de la mano de @letitvegan

ensalada césar vegana
Seguro que tú también has pensado cómo convertir esta ensalada en una receta healthy. Solo necesitas una base de lechuga, tofu marinado y un rebozado saludable como nuestro , picatostes, queso parmesano vegano y una salsita a base de anacardos.

¡Ahí va la receta!

INGREDIENTES:⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
– 400 gramos de tofu firme.
– 4 cucharadas de leche vegetal sin azúcar.
– 2 cucharadas de salsa de soja.
– 2 cucharadas de levadura nutricional.
– 1 cucharadita de ajo en polvo.
– 1/2 cucharadita de zumo de limón.
– No huevo: maizena+agua.
– Nuestro CRUNCHY CRUMBS AJO Y PEREJIL.
– Sal al gusto.
– Aceite de oliva.

PASOS:
1️⃣ Escurrir el tofu para quitarle el exceso de líquido.
2️⃣ Mezclar en un recipiente todos los ingredientes del marinado (leche sin azúcar, salsa de soja, levadura nutricional, ajo en polvo, zumo de limón).
3️⃣ Cortar el tofu en láminas e introducirlo en el marinado, dejar marinando en un recipiente hermético en la nevera al menos 2 horas.
4️⃣ Preparar el “no-huevo”, mezclando la maizena con el agua y un poco de sal, hasta obtener una textura espesa.
5️⃣ Poner en un plato hondo la mezcla de la rocesador de alimentos y triturar hasta obtener una crema fina y homogénea (podéis añadir más leche o agua si queda muy espesa).

Croquetas de zanahoria al curry hechas por @vegetableworld

croquetas de zanahoria al curry
INGREDIENTES (11 unidades):
– 2 zanahorias peladas (140g)
– 1/4 de cebolla (100g)
– 250ml de nata de avena
– 2 cucharadas de levadura nutricional
– 5 cucharadas de harina de maíz
– Especias: una cdta de ajo, media cdta de pimentón extra dulce y 3/4 de cdta de curry
– Sal al gusto
– AOVE (aceite de oliva virgen extra)
– 7 cucharadas de nuestro CRUNCHY CRUMBS.
– No huevo: 3 cdas de agua + 9 cdas de harina de garbanzo

PASOS:
1️⃣ Rallamos la zanahoria y picamos la cebolla.
2️⃣ En una sartén, echamos un chorrito de aceite y pochamos la cebolla. Seguidamente añadimos la zanahoria y esperamos a que reduzca de tamaño y quede ligeramente doradita.
3️⃣ Añadimos la sal, las especias, la levadura nutricional y la harina de maíz. Removemos y cocinamos un par de minutos hasta que la harina se tueste un pelín.
4️⃣ Agregamos la nata de avena y 2 cucharadas de aceite. Cocinamos hasta que la nata espese, formando una masa maleable que no se pegue a la sartén.
5️⃣ Extendemos la masa en un recipiente, tapamos con papel film y la dejamos enfriar en la nevera un par de horas por lo menos.
6️⃣ Hacemos el no huevo mezclando 3 cucharadas de agua con 9 cucharadas de harina de garbanzo, en un platito a parte ponemos el rebozado crujiente.
7️⃣ Tras las 2h sacamos la masa, hacemos 11 bolitas del mismo tamaño, las pasamos primero por el No huevo y después por el rebozado saludable .
8️⃣ Metemos las croquetas media horita en la nevera y después las freímos en una sartén con un chorro generoso de aceite.

Pops de queso con Esgir

¿Cómo hacer bolitas de queso con nuestro Crunchy Crumbs?

¡Atrévete con estas bolitas de queso tan deliciosas para tomar un aperitivo! Además, las puedes acompañar de alguna salsa para mojar como: barbacoa, yogurt o cesar.

Ingredientes:
  • Bolitas de mozzarella.
  • 1 huevo.
  • 1 cucharada de maicena.
  • 1/2 cucharadita de Cayena.
  • Media cucharadita de Orégano.
  • 1/2 cucharadita de ajo molido.
  • Nuestro Crunchy crumbs.

Elaboración:

  1. Mezcla la maicena con la Cayena, el orégano y el ajo.
  2. Reboza las bolitas primero en la maicena. A continuación, deberás rebozar las bolitas en el huevo batido. Por último, en nuestro rebozado crunchy crumbs. Si lo prefieres también tenemos crunchy crumbs sabor ajo y perejil.
  3. Fríe las bolitas en aceite bien caliente. ¡Ojo que se hacen muy rápido! Si te pasas de tiempo la mozzarella se funde y nos quedamos sin bolitas

¿Fáciles no? ¿Te animas a prepararlas?

Autora de la receta: Vanessa | Blogger de cocina | @cocinacreativa86 en Instagram | Blog: cocinacreativa.com

Trucos para que los peques prueben la comida saludable

En casa cocina con Esgir

¿Quieres que tus hijos se alimenten mejor? ¿Cansado de que rechacen siempre las verduras o el pescado? ¡En Esgir tenemos la solución!

Te vamos a confesar los trucos que nosotras utilizamos para hacer la comida saludable un poco más atractiva y divertida para los peques. Ya nos contarás qué tal os ha ido.

  • Vive una experiencia

Sabemos que en estos momentos no podemos viajar fuera de nuestras comunidades, pero lo que ha nosotras nos ha venido genial durante esta cuarentena es crear viajes imaginarios a diferentes países. Tenemos que decirte que al principio solo fue un juego para huir de la rutina. Pero al final, terminamos hasta cocinando la comida típica de ese país pero de forma saludable. Por ejemplo, si quieres que coman verdura y carne siempre puedes viajar a México y preparar unas fajitas de pimientos de colores y pollo a la plancha. ¡Seguro que no quedará ni una!

  • Crea con la comida

Un mítico truco que seguro que, también, han usado con vosotros cuando erais pequeños. Dibuja caritas simpáticas en los platos de los más peques para que vean una comida divertida.

  • Haz trampantojos

Los más pequeños comen por la vista y el aspecto que tiene el plato, por eso muchas veces nos rechazan algunos vegetales. Una idea genial es hacer trampantojos jugando con el aspecto de la comida.

Por ejemplo, puedes utilizar nuestros Copos de Avena y un plátano para hacer unas tortitas dulces deliciosas y bien saludables. ¡Seguro que a esto no pueden resistirse!

  • Reboza sin aceites

¿Problemas con el pescado? Son muchos los niños que son reacios a probar este tipo de alimentos. Por eso, nosotras te proponemos que te hagas con una freidora de vapor (juramos que la vais a utilizar hasta la saciedad) como la de Cecotec y cocines ahí pescado rebozado con nuestro Crunchy Crumbs. Ya verás que no dejarán ni uno, nosotras alucinamos el primer día y optamos por hacerlo también con pollo. al estilo Nuggets saludables.

  • Utiliza su sabor preferido

Por último, venimos a desvelaros el truco para las ensaladas. Si a tus peques les gusta el queso añade siempre nuestros Picatostes Queso. Además, son súper saludables porque no los hacemos con pan… ¡Están elaborados a base de garbanzo!

Freidoras sin aceite: ¿Más saludables que las normales?

Muchas veces se debate sobre lo saludables que son algunos alimentos, pero, realmente, también es muy importante poner el foco en la forma de cocinarlos. Uno de los cocinados más cuestionados son las frituras, ya que se utiliza mucho aceite que hace que aumente la grasa de todos los alimentos, pero… ¿qué pasa si quitamos el aceite de la ecuación?¿ Son saludables las freidoras sin aceite?

¿Cómo funcionan las freidoras sin aceite?

A diferencia de un cocinado con una freidora tradicional, para la que se necesitan varias tazas de aceite, en una freidora de aire solo se necesita una cucharada. Su funcionamiento se basa en  la combinación de grill con aire caliente que circula a gran velocidad. Es este aire el que fríe las comida. Realmente tiene una función bastante parecida a un horno, pero en tamaño reducido.

Ventajas respecto a una freidora normal

  • Se utiliza mucho menos aceite, lo que permite ahorrar considerablemente.
  • Los alimentos resultantes son más saludables que una freidora normal.
  • El resultado del cocinado es muy parecido a una fritura normal, y además, te evitaras el tedioso sabor intenso a aceite.
  • Es más fácil de limpiar, ya que no tienes que dedicar tanto tiempo a quitar la grasa del aceite.
  • Son muchos los alimentos que se pueden cocinar con este tipo de freidoras, más que las tradicionales. Hay que tener en cuenta que en las tradicionales no podemos cocinar algunos alimentos porque absorberían demasiado aceite, pero en estas sí.
  • Regulación del cocinado: muchas de estas freidoras cuentan con un temporizador y un regulador de la temperatura del cocinado, por lo que no hay que preocuparse de que se quemen los alimentos.
  • Son más seguras, ya que el aceite caliente es bastante peligroso.
  • Genera menos humo y evitas el olor típico a «fritanga».

¿Qué tener en consideración a la hora de elegir freidoras de aire?

Hoy en día las hay de muchos tipos, por eso te aconsejamos que tengas en cuenta los siguientes factores a la hora de elegir:

  • Precio.
  • Capacidad: volumen de alimento que se podrá cocinar de una vez.
  • Tecnología: para diferenciarse de la competencia, muchas marcas han inventado tecnologías propias. Consideramos interesante conocer las que ha en el mercado y valorar si alguna se ajusta particularmente a tus necesidades.
  • Ajustes: Según los modelos, hay algunos parámetros programables. Evalúa los que más te interesen y decide si compensa pagar ese dinero extra.
  • Accesorios: existen diferentes accesorios para freidoras de aire como moldes o parrillas.

Si al final os decidís a comprarla, os aconsejamos probarla con nuestros rebozados crujientes: Crunchy Crumbs y Crunchy Crumbs Ajo y perejil, ¡debe estar increíble!

Rebozado con ajo Crunchy Crumbs

Verduras, carne o pescado, siempre están riquísimos si los cubrimos con una buena capa de rebozado. Y si además le añades un toque de ajo, tus rebozados serán irresistibles. Si aún no has preparado un rebozado con ajo o sigues sin conseguir unos rebozados perfectos, necesitas probar Crunchy Crumbs con Ajo y Perejil. Un buen rebozado con ajo se caracteriza por ser dorado, crujiente y ligero, y con un toque de ajo que hace de cada bocado toda una delicia.

Conseguir un plato tan sabroso es muy sencillo gracias a Crunchy Crumbs con Ajo y Perejil. Simplemente debemos impregnar los ingredientes elegidos en un huevo batido antes de rebozarlos con Crunchy Crumbs Ajo y Perejil e introducirlos en aceite bien caliente hasta que el rebozado con ajo adquiera un color dorado. Tan fácil como eso.

Cómo para muestra un botón, a continuación añadimos una estupenda receta para que puedas comprobarlo.

Arbolitos de coliflor rebozado con ajo

Aprovechando que estamos en plena temporada de coliflor, hemos decidido probar esta receta. Estos arbolitos de coliflor rebozado con ajo son muy originales además de nutritivos y sabrosos.
Por ello, es una buena idea para los niños que reniegan de las verduras. Si es el caso de tus hijos, esta receta seguro que les encantará. Los niños son muy visuales y por ello, es muy importante que el plato que les sirvamos les llame la atención y les entre por los ojos, así les parecerá mucho más apetitoso.

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 coliflor grande
  • 1 paquete de Crunchy Crumbs con Ajo y Perejil
  • 1 huevo
  • Vinagre
  • Sal
  • Aceite vegetal

 

Preparación:

Rebozado con ajo, receta coliflor

El primer paso es poner a hervir agua en una olla grande. Mientras tanto, lavaremos bien y cortaremos las hojas de la coliflor. Una vez esté el agua hirviendo, añadimos sal, un chorrito de vinagre e introducimos la coliflor entera. La dejamos cocer entre 15 y 20 minutos hasta que esté al dente. Lo sabremos al pincharla con el tenedor. Recordad que no debe estar demasiado blanda pues debemos rebozarla posteriormente.

Una vez cocida, la escurrimos bien para quitarle la humedad y la cortamos en arbolitos. A continuación batimos el huevo e impregnamos bien cada arbolito. Luego los rebozamos en Crunchy Crumbs con Ajo y Perejil y los freímos en aceite a 180º grados. Cuando estén bien dorados los arbolitos rebozados con ajo, los sacamos y escurrimos. Servimos con la salsa que más nos guste.

Rebozados para pollo más sanos y deliciosos

Con el pollo podemos hace multitud de rebozados, pero sin duda alguna, entre los rebozados para pollo los favoritos son los nuggets.

Esos bocaditos de pollo tiernos por dentro y crujientes por fuera suelen ser un bocado irresistible para pequeños y mayores.

Estas pequeñas piezas rebozadas de pollo son toda una delicia, y solemos pedirlas en restaurantes fast food o comprarlas en el supermercado.
Pero caemos en un grave error. A primera vista pensamos que los nuggets están hechos de tierna pechuga de pollo, qué es como debería ser, pero nada más lejos de la realidad.
En los restaurantes fast food más conocidos del mundo, los nuggets se fabrican al igual que las salchichas, es decir con los deshechos cárnicos como pieles, vísceras, etc.
Lo que los convierte en un alimento lleno de grasas.

El caso de los nuggets de supermercado tampoco es que sea mucho mejor, si miramos los ingredientes y la etiqueta nutricional,
nos daremos cuenta de que la mayoría rondan solamente el 30% de pechuga de pollo y que además contienen una gran de aditivos y de sal.
Y no solo eso, sino que su porcentaje de grasas siempre será mayor que su porcentaje de proteínas.

Conclusión, si queremos disfrutar de unos deliciosos nuggets con la certeza de que son de pechuga de pollo y sin dañar nuestra salud, lo mejor es que hagamos nuestros propios rebozados de pollo.
Además os prometemos que estarán mucho más ricos y crujientes que los nuggets de restaurante y supermercado. Y no os preocupéis por el tiempo o por la dificultad.
Os aseguramos que es una receta super fácil y rápida, y podréis disfrutar de los mejores rebozados para pollo que hayais probado nunca.

Receta para nuggets

    • Ingredientes para 4 personas:
    • 1 pechuga completa de pollo
    • 1 paquete de Crunchy Crumbs
    • Aceite para freír
    • Sal y pimienta
    • Ajo y cebolla en polvo (opcional)

Comenzamos cortando toda la pechuga en pequeños trozos. Después salpimentamos, recordad que el ajo y la cebolla en polvo es opcional.
Y cubrimos cada pieza de pollo con Crunchy Crumbs. Ponemos a calentar el aceite (lo ideal es que esté a 180º grados). Y procedemos a freír los nuggets.
Si no nos caben todas las piezas lo mejor es hacerlo por varias tandas. Cuando veamos que están dorados por un lado les damos la vuelta, y así hasta que estén dorados por completo.
Los sacaremos con la ayuda de una espátula y los dejaremos sobre papel absorbente para que escurran el aceite.¡Y voilà! Tendremos unos nuggets de pollo perfectamente rebozados.
Para otras ocasiones, podéis añadir también especias como pimentón o curry para darles un toque diferente.

Trucos para conseguir unos rebozados crujientes

Conseguir unos rebozados crujientes es muy fácil con Crunchy Crumbs

Es imposible resistirse a un rebozado crujiente y dorado. Por eso no es extraño que sea una de las técnicas que más gustan entre mayores y pequeños. Verduras, carnes, pescados, quesos e incluso frutas; prácticamente podemos rebozar cualquier alimento con una capa de rebozado crujiente para convertirlo en una delicia.

Los detractores del rebozado dirán que no es muy saludable, de igual manera que sucede con los postres, pero no por ello, vamos a renunciar a semejantes placeres. Podemos diferenciar un buen rebozado de un mal rebozado precisamente en su absorción de aceite. Pues no hay nada peor que comer un rebozado blando y aceitoso. Un rebozado profesional siempre será un rebozado crujiente, dorado y seco, es decir, no absorberá el aceite, y de esta manera será mas ligero y no estaremos comiendo calorías de más.

Para que nuestros rebozados queden más sanos, crujientes y perfectos, utilizaremos Crunchy Crumbs de Esgir, un preparado excelente con el que podremos rebozar fácilmente cualquier alimento. No absorbe aceite y envuelve a los alimentos con una capa de rebozado crujiente y deliciosa.

Para que no haya ningún inconveniente durante el proceso, os queremos dar algunos trucos para que vuestros rebozados queden siempre super crujientes y perfectos.

Trucos para un rebozado crujiente y perfecto

Cuando cocinamos, ponemos mucho empeño y ganas en que una receta nos salga bien. Sin embargo, a veces el resultado no es el esperado. Esto es muy frustrante y solemos echarle la culpa a que la receta estaba mal o a que los ingredientes no eran los adecuados, y por lo tanto no queremos volver a repetir la desagradable experiencia. Sin embargo, lo que sí suele pasar es que cometemos algunos errores sin darnos cuenta, por eso no entendemos que a otras personas sí que les salga bien la misma receta.

Sin saber que es lo que estamos haciendo mal, no podremos mejorar. Así que para solucionarlo y que nuestros rebozados sean crujientes y perfectos, a continuación os explicamos los errores más comunes y cómo solucionarlos.

La temperatura del aceite no es la adecuada

Esto también se aplica a los fritos. Para un rebozado crujiente necesitamos que el aceite esté a la temperatura adecuada, ni muy caliente pues quemaremos el rebozado, ni muy frío pues estaremos bañando el rebozado. La temperatura perfecta son los 180º pero si no tenemos un termómetro de cocina, lo que podemos hacer es coger una minúscula porción del alimento que vayamos a rebozar y hacer la prueba.

Subir el fuego y bajarlo

Con las prisas, se suele poner el aceite a fuego muy alto y cuando vamos a echar los alimentos, le bajamos al fuego por miedo a que salte. Nunca debemos hacerlo, pues además de peligroso, nuestros rebozados quedarán desastrosos.

Mezclar varios alimentos en el aceite

Si queremos hacer un combinado de rebozados, por ejemplo, varios tipos de verduras rebozadas, podemos echar todas las verduras en ese mismo aceite. Lo que no podemos hacer es mezclar alimentos muy distintos, por ejemplo calamares rebozados y berenjenas rebozadas, pues así cambiaremos el sabor a nuestros rebozados.

Además esto es muy importante para las personas celíacas, ya que si en un aceite donde anteriormente se han freído alimentos con gluten seguimos friendo otros alimentos, automáticamente quedarán contaminados.

Cantidad del aceite

Si es poca cantidad, el aceite se enfriará enseguida al echar los alimentos y si es demasiada nos llevará mucho tiempo calentar el aceite y seguramente acabemos friendo los rebozados a una temperatura más baja de lo normal. Para un rebozado crujiente, en el término medio está la virtud.

Cantidad de rebozados

Aunque queramos terminar cuanto antes para empezar a comer nuestros rebozados crujientes, debemos ser pacientes. No podemos echar todos los alimentos al tiempo, pues no tendrán espacio para rebozarse bien. Por eso los haremos en varias tandas.

Además nunca debemos rebozar piezas grandes, siempre es mejor cortar y trocear los alimentos en piezas pequeñas, por ejemplo las verduras en bastoncitos o en tiras, el pollo en nuggets, etc.

No manipular los alimentos excesivamente

Aunque nos pueda la impaciencia, no debemos estar toqueteándolos con la espátula continuamente. Los quesos nunca los manipularemos porque se nos pueden deshacer. Y tampoco debemos pinchar los alimentos, pues la humedad del interior estropeará los resultados.

Ten por seguro que con estos trucos nadie se resistirá a tus rebozados.